Alitas de pollo al ajillo: sabrosa receta para chuparse los dedos

Las alitas de pollo al ajillo son una receta que se ha vuelto muy popular en los últimos años. Esta sabrosa receta es fácil de preparar y seguramente se convertirá en una de tus favoritas. Las alitas de pollo al ajillo son una excelente opción para servir en fiestas o para una cena informal. A continuación te explicamos cómo preparar esta deliciosa receta en casa.

Ingredientes

Para preparar las alitas de pollo al ajillo necesitas los siguientes ingredientes:

  • 1 kilo de alitas de pollo
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cucharada de perejil picado
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • Sal y pimienta al gusto

Preparación

Lo primero que debes hacer es lavar las alitas de pollo con agua fría y secarlas con una servilleta de papel. Luego, con un cuchillo, corta los extremos de la alita y ponlas en un recipiente grande. Agrega la sal y la pimienta al gusto y mézclalas bien con una cuchara.

A continuación, tritura los ajos con una cuchara y agrégalos al recipiente con las alitas de pollo. Agrega también el aceite de oliva y el perejil picado. Mezcla todos los ingredientes hasta que quede bien incorporado.

Luego, coloca las alitas de pollo en una fuente apta para horno. Asegúrate de que queden bien espaciadas para que se hagan por igual. Hornea a temperatura media-alta durante unos 30 minutos o hasta que estén bien doradas. Sirve las alitas de pollo al ajillo acompañadas de tus guarniciones favoritas.

Consejos y Trucos

Para que las alitas de pollo al ajillo queden más suaves y jugosas, te recomendamos que las dejes marinar unas horas antes de hornearlas. Para hacer la marinada, simplemente mezcla el ajo, el aceite de oliva, el perejil y un poco de sal y pimienta en un recipiente. Agrega las alitas de pollo y dejalas marinar por unas horas antes de hornearlas.

También puedes añadir otros ingredientes a esta receta para darle un toque más especial. Por ejemplo, una cucharada de miel o una cucharada de salsa de soja le darán un sabor único. También puedes agregar un poco de vino blanco para darle un toque ahumado a tus alitas.

Servir

Las alitas de pollo al ajillo se pueden servir de varias maneras. Puedes comerlas solas como un aperitivo o servirlas con una ensalada. También se pueden acompañar de una guarnición de patatas fritas, arroz o verduras. ¡Es una receta muy sabrosa que seguro que todos disfrutarán!

¡Aquí tenemos una receta que no dejará indiferente a nadie! Si te gusta el sabor de las alitas de pollo al ajillo, ¡no te puedes perder este video! Te mostraremos cómo preparar una receta rica y sabrosa que te hará chuparte los dedos. ¡Prepárate para disfrutar de este delicioso plato!

Más información

Receta de alitas de pollo al ajillo: Sabor delicioso para tus comidas

La receta de alitas de pollo al ajillo es interesante porque es una forma fácil y deliciosa de agregar sabor a las comidas. El ajo le da un toque picante y fuerte al pollo, mientras que la cocción en el horno lo hace jugoso y tierno. Además, las alitas de pollo son una opción de comida económica y fácil de conseguir en cualquier supermercado, lo que hace de esta receta una opción accesible y económica para cualquier persona. También pueden ser una buena opción para reuniones familiares o con amigos ya que se pueden preparar en grandes cantidades y servir como aperitivo. En resumen, esta receta es interesante porque combina sabor, sencillez y economía en una sola preparación, lo que la hace una opción popular para muchos hogares.

La receta de alitas de pollo al ajillo es una excelente opción para preparar una comida sabrosa y rápida. Esta receta requiere pocos ingredientes y puede prepararse de manera sencilla. Es un plato perfecto para compartir con la familia o para una cena casual entre amigos. El resultado final es un plato lleno de sabor y suculencia que te dejará chupándote los dedos. ¡Es un plato delicioso que no puedes dejar de probar!

ester-ruiz
Autor:
Ester Ruiz
Soy Ester Ruiz, la creadora de "La Rocina". Soy una apasionada estudiante de cocina, siempre en busca de nuevas experiencias culinarias para deleitar a amigos y familiares. Desde aquí comparto con vosotros mi amor por la cocina, mis descubrimientos y aventuras en este fascinante mundo gastronómico.